Globoflexia

Aunque hay personas que son verdaderos artistas con sus manos, todos podemos aprender a utilizarlas para hacer cosas divertidas. Por ejemplo, aprendiendo globoflexia, es decir, el arte de realizar figuras con las manos, desde las más sencillas, como una espada, hasta otras mucho más complejas.

Algunas personas son verdaderos artistas con sus manos. Tienen una facilidad sorprendente para realizar figuras con cualquier material. Pero, aunque nosotros no pertenezcamos a ese grupo, también podemos aprender a hacerlo y no deja de ser una satisfacción personal ver cómo, con la sola ayuda de nuestras manos, conseguimos crear humildes obras de arte.

Foto de un bebé con una figura de globoflexia

Un bebé juega con una figura de globoflexia

Existen distintas disciplinas que enseñan cómo hacerlo, en función de los materiales utilizados. La papiroflexia –en Japón, denominada Origami-, por ejemplo, se ocupa de la realización de distintas figuras sólo mediante el plegado del papel, es decir, sin utilizar pegamentos, grapas u otros utensilios.

Similar a la anterior, aunque con la dificultad añadida de para la realización de figuras se utilizan globos inflados que pueden estallar, es la globoflexia. Mediante las técnicas en que ésta se basa pueden crearse un sin fin de figuras, desde adornos u objetos de decoración hasta animales más o menos complejos. Ello va en función de la habilidad o práctica de cada uno.

En este sentido, existen dos estilos de globoflexia: el modelado sencillo, que utiliza un solo globo para realizar cada figura; y el modelado múltiple, que utiliza más de uno. Normalmente, lo expertos en este arte suelen utilizar los dos dependiendo de la figura que deseen crear.


Por otra parte, con el tiempo, también los globos se han ido haciendo más complejos al adoptar distintas formas que facilitan su modelado. Los hay redondos, alargados, ovoidales o de otros tipos. Cada uno de ellos, se adaptará mejor a la figura que queramos hacer.

Como toda disciplina, la globoflexia requiere un aprendizaje, una serie de pasos que debemos ir dando para perfeccionar nuestra habilidad. Por ello, lo lógico es comenzar por figuras sencillas para, posteriormente, ir complicándolas. La más fácil de hacer y una de las que más éxito tiene con los niños es la espada. A continuación vienen las gafas, la flor, el pulpo o el perro.

Foto de varias figuras hechas con globos

Varias figuras realizadas con globos

Pero, poco a poco y después de explotar muchos globos, lo cual es completamente normal y no debe desmoralizarnos, iremos siendo capaces de crear figuras mucho más complejas. Y -para aquéllos que no quieran desgastar sus pulmones hinchando globos- un último consejo: pueden comprarse un inflador automático.

Si queréis iniciaros en esta curiosa y divertida disciplina, aquí os dejo unos cuantos enlaces en los que, mediante videos tutoriales, podréis aprender, practicar e incluso llegar a ser unos verdaderos expertos. Para acceder, sólo tenéis que pulsar sobre ellos:

Globoflexia.net.

Aprender-gratis.tk.

Free-dominius.

Makerwiki.com.

Fotos: Bebé con globo: Stacy en Picasa | Figuras de globoflexia: Cactus Patch en Picasa.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...