Los zapatos de tacón alto

En esta entrada veremos el impacto de los tacones altos en la salud de la mujer.

A todos los hombres nos gustan las mujeres de tacones altos pero su salud puede estar en riesgo. Cualquier zapato con un tacón de más de una pulgada de altura es dañino para la salud de los pies de una mujer. Los tacones de dos pulgadas pueden causar más daño y los de tres ni qué decir. Y el daño no termina en los pies ya que usar tacones altos puede producir lesiones en los tobillos, pantorrillas, rodillas e incluso en la espalda. Los problemas comienzan en las puntas de los pies. Por la forma en la que están hechos la mayoría de los zapatos, en la punta de éste, simplemente no hay espacio suficiente para que quepa toda la punta del pie. Como resultado de esto, la mujer tiene que meter los pies a fuerza. En segundo lugar, los zapatos de tacón hacen que el peso del cuerpo se recargue sobre la punta, lo que produce un gran stress en las cabezas del metatarso –lugar en donde los dedos del pie se conectan con el resto del pie-. Todo esto puede originar que se formen callos, se entierren las uñas y se produzcan otras lesiones en el talón y los huesos del pie.

Imagen tomada de Flickr por biabbott

Uno siempre puede detectar fácilmente a una mujer que está usando tacones altos por primera vez. Se mueve con un poco de rigidez y torpeza. Mantener el equilibrio mientras se está usando tacones altos es un verdadero reto, ya que todo el peso del cuerpo debe descansar en una plataforma de una o dos pulgadas de diámetro.


Cualquier irregularidad en la superficie, tropezar con un tapete o en una vereda, puede provocar que el peso del cuerpo de la mujer cambie de punto de apoyo repentinamente., y esto puede dar como resultado una lesión en el tobillo. Estos zapatos de tacón también fuerzan a los músculos de la pantorrilla y al tendón de Aquiles a contraerse, lo cual es muy malo para cualquier persona. Los músculos y tendones contraídos, predisponen a la persona a lesiones mucho más serias como tendinitis o incluso desgarres en el tendón de Aquiles. En un estudio hecho con mujeres corredoras, se observo que 86 % de las mujeres que corrían y que tenían problemas con sus tendones de Aquiles, usaban tacones casi todo el día.

Una vez que los músculos de la pantorrilla o tendones de Aquiles se han contraído, es difícil estirarlos y lograr que regresen a su estado natural. Comparados con los tacones de piso, los de tacón producen un impacto mucho mayor en el talón, lo que puede dar como resultado todo tipo de lesiones en el tobillo, el pie y la rodilla. Y debido a que los tacones no distribuyen adecuadamente el peso, los sitios del cuerpo en los que se absorbe el peso, por naturaleza se sobrecargan y esto puede producir problemas en la espalda. Si después de estos datos, se insiste en usar tacones, se deben comprar zapatos de tacón ancho, lo que hará que el peso se distribuya mejor y que sea más fácil conservar el equilibrio. Quizá también sea bueno comprar plantillas. Esto puede hacer que se sienta más apretado el zapato pero la amortiguación extra disminuirá algunas de las fuerzas del impacto. Otra alternativa es pedir al ortopedista algún tipo de plantilla que se pueda usar en zapatos de tacón y le de más apoyo al pie.

Imagen tomada de Flickr por leticia mules

Para evitar las lesiones en los músculos de la pantorrilla y tendones de Aquiles, se deben hacer ejercicios de estiramiento luego de un uso prolongado de este tipo de zapatos. Otra recomendación para las mujeres que no pueden vivir sin el tacón alto es quitarse los zapatos mientras están sentadas tras su escritorio para aliviar la presión del pie. Si pese a los ejercicios de estiramiento se sigue sintiendo rigidez en el tendón de Aquiles, es recomendable pasar una gran parte del día con zapatillas suaves que tengan una plantilla que levante el talón. Esto puede parecer contraproducente pero el talón de Aquiles puede hacerse tan duro e inflexible que para poder caminar sin molestias, se debe levantar un poco el talón. Por otra parte, las mujeres que usan zapatos de tacón alto regularmente, presentan un excelente desarrollo de los músculos de la pantorrilla, algo que los hombres celebramos y aplaudimos con regocijo. En todo caso, lo más prudente sería que las mujeres sigan usando estos zapatos de tacones pero que no dejaran de lado los ejercicios de estiramiento de los músculos implicados.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...