¿Quién compuso la canción Happy Birthday to You?

Recientes enfrentamientos legales hacen que la canción Happy Birthday to You esté en boca de todos debido a la propiedad de su copyright.

La canción Happy Birthday to You es de Warner

En la versión de 1998 del Libro Guinness de los Récords se indicó que la canción «Happy Birthday to You» es la canción más extendida en el idioma inglés. Esto haría pensar que se trata de una melodía libre de derechos de autor, tal y como ocurre con otros jingles característicos en la historia de la humanidad, pero lo cierto es que se trata de una canción que en realidad tiene derechos de autor.

Su composición se remonta al año 1893, en el cual las hermanas Patty y Mildred Hill crearon el tema Good «Morning to All», que sirvió como base para la futura creación de «Happy Birthday to You». La creación de la canción se produjo debido al trabajo de Patty, que trabajaba como directora de una guardería. En busca de ofrecer a los niños una canción que pudieran tararear de manera sencilla, le pidió su ayuda a Mildred, que tocaba el piano y se trataba de compositora de música a nivel profesional.

La canción ganó mucha fama y recibió algunas variaciones de forma popular, adoptándose y expandiéndose rápidamente en la versión que conocemos en la actualidad como el clásico Cumpleaños Feliz. Eran otros tiempos, una época más inocente, lo que llevó a que no se actuara para registrar la canción hasta que una empresa lo hizo en el año 1935.

Fue la empresa Summy Company, la cual posteriormente fue vendida a Warner/Chappell en 1988. A partir de entonces y aunque no sea un dato que se conozca de forma habitual, la canción «Happy Birthday to You» es, bajo términos aparentemente legales, una propiedad legal de Warner. Esto significa que realmente no se puede interpretar de forma pública sin llevar a cabo el pago correcto de las cuotas impuestas por el copyright.

Los derechos de registro de Warner caducarán, según registros, en el año 2030 para los Estados Unidos y en 2016 para territorio de Europa. Ya han sido varios casos los de personas, sobre todo cineastas, que han tenido que llevar a cabo el pago de la cuota de copyright correspondiente para poder utilizar la canción en una película o documental. El caso más reciente es el de Jennifer Nelson, que ha sido obligada a pagar la cuota de copyright, a lo que ha respondido con una denuncia contra Warner por intentar imponerle esta cuota en la utilización de una canción que debería estar considerada de uso popular. Hoy por hoy, la ley ha demostrado que está de lado de Warner.

Vía: Janet

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...