Paul Preston reflexiona sobre «el Holocausto español»

El Holocausto español , de Paul Preston muestra a través de casi 800 páginas los desgarradores testimonios de quienes vivieron la represión por parte de ambos bandos en la Guerra Civil Española. Una obra desgarradora y esperanzadora a un tiempo, que mira al pasado para construir un mejor futuro

Cuando echamos la vista atrás para hablar del Holocausto, casi siempre nos trasladamos hacia el mismo momento histórico. Nuestras mentes evocan la II Guerra Mundial y la persecución que se llevó a cabo contra los judíos, pero pocas veces los españoles nos paramos a pensar  que en nuestro país también se produjo una guerra que acabó con asesinatos indiscriminados por parte tanto de los vencedores como de los vencidos, aunque, eso sí en diferentes magnitudes y momentos.

El Holocausto español es el título de la nueva obra de Paul Preston que acaba de publicar en nuestro país la editorial Debate. Un total de 768 páginas a lo largo de la cuales el autor, Príncipe de Asturias de Historia Contemporánea,  habla de “las atrocidades y la violencia” imperantes en la España franquista y republicana durante la Guerra Civil y que incluso antes de publicarse han sido merecedoras del Premio de Historia de Cataluña Santiago Sobrequés i Vidal.

El ensayo de Preston nos lleva de nuevo a esa época negra de la historia de nuestro país y no oculta nada. Para el autor, hay que establecer claras diferencias entre ambos bandos, entre “las dos represiones”, la republicana y la franquista, porque “fueron muy diferentes, tanto cuantitativamente como cualitativamente” a pesar de que ambas, dice Preston “provocaron la muerte de decenas de miles de personas”.

Prisioneros republicanos en la Guerra Civil. Jaime d´Urgell en Flickr.

Para construir su ensayo; Preston se ha documentado con esmero y ha recogido testimonios desgarradores de quienes vivieron aquella época. Personas como una anciana que perdió a 18 familiares en la contienda, de mujeres que relatan las burlas de los soldados franquistas cuando enterraban a sus maridos o el relato de un periodista americano que relata como el avance de las tropas franquistas se saldaba con los fusilamentos de los republicanos.

Todos esos testimonios recogen el dolor vivido por la población española y, según Preston, justifican el título de su ensayo: «Un holocausto es la masacre de un pueblo. El dolor del español justifica el título de esta obra”, explica el autor, que añade que,  “la crueldad que narra ha hecho que fuera muy doloroso de escribir y que me haya cobrado un alto coste emocional. También su metodología ha resultado complicada, a la vista de la magnitud de tantos aspectos de la represión practicada en ambas zonas durante la guerra, y en toda España una vez terminada la contienda”.

El resultado, no obstante, bien merece ese esfuerzo. El ensayo de Preston no acusa, ni juzga los actos ni los motivos que llevaron a ambos bandos a cometer las atrocidades que se cometieron, pero sí nos hace reflexionar sobre nuestra historia más reciente y sobre el sinsentido de luchar unos contra otros cuando, al final, el deseo más común de todos los hombres es tan solo el de vivir en paz.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...