Muere Gonzalo Anes, el historiador económico por antonomasia

La muerte de Gonzalo Anes, director de la Real Academia de la Historia de España, deja huérfano a la historiografía española, la cual revolucionó en los años 60 al cultivar por primera vez la Historia económica.

Ayer me enteré de la muerte de Gonzalo Anes, director de la Real Academia de la Historia de España, por lo que hoy merece que sea el protagonista de nuestro post. Quizás no comulgue con él ideológicamente, pero he de reconocer que su obra histórica es de una importancia más que notable. Natural de Asturias, Anes se licenció en 1957 en la Facultad de Ciencias Políticas y Económicas de Madrid. Su tesis doctoral, dirigida por Luis García de Valdeavellano, llevó como título La agricultura española en el tránsito del Antiguo al Nuevo Régimen. Publicada por la editorial Taurus en 1970, el texto contenía un estudio sobre la crisis de la agricultura en la España del siglo XVII, de ahí que el título científico de la tesis acabara siendo cambiado por otro mucho más comercial: Las crisis agrarias en la España moderna. Sin duda, su producción historiográfica revolucionó lo que hasta el momento se había realizado sobre Historia económica, corriente de la que se considera pionero.

Su campo de estudio se centró, principalmente, en la estructura económica de la España durante el siglo XVIII, teniendo entre sus obras más conocidas las siguientes: Economía e ilustración, en la España del siglo XVIII, Economía y sociedad en la Asturias del Antiguo Régimen, y El Antiguo Régimen: los Borbones, esta última perteneciente a la colección de Historia de España dirigida por Domínguez Ortiz. Entre 1966 y 1989 Anes estuvo a la mando de la revista Moneda y Crédito. Durante estos años participó en el Institute of Advanced Study de Princeton y fue elegido miembro de la Real Academia de la Historia, cargo por el que ha sido más conocido en los últimos tiempos.

Fue, precisamente, uno de los últimos proyectos que emprendió como Director de la Real Academia de la Historia lo que puso su nombre de nuevo en los medios de comunicación. Me estoy refiriendo al Diccionario Biográfico Español, que tanta polémica (y con razón) levantó hace unos años. Es el problema que tiene, quizás, reducir personalidades complejas a una simple definición. Lo cierto es que algunos de los colaboradores que construyeron tan magna obra no fueron muy objetivos a la hora de hablar de según qué personajes. Recuerdo, por ejemplo, que Luis Suárez calificaba a Franco como “Generalísimo”, pero en ningún momento mencionó que era un dictador. En fin, esperemos que la obra de Anes sea más recordada por títulos como El siglo de las luces, la cual le valió un merecido Premio Nacional de Historia en 1995. Ah, ya me olvidaba, también que permanezca en nuestra memoria por sus clases magistrales en la Universidad.

Foto: Joaquín Martínez

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...