Las cinco grandes civilizaciones

Algunas teorías expresan que existieron, antes de nuestra raza, cinco grandes civilizaciones: Tiahuanaco, México, Nueva Guinea, Abisinia y Tíbet. Allí se encontraron los últimos atlantes y le legaron a la nueva raza, la nuestra, todo su conocimiento.

¿Habéis visto, quizá en este blog, la que se ha liado con la ubicación de la Atlántida? Para muchos en el Océano Atlántico, para otros en el desierto del Gobi, otros la mencionan en Bolivia…la lista es bastante extensa pero ¿qué sucedería si decimos que todo está bien? O relativamente para ser más claros.

Existe una teoría planteada, entre otros, por Louis Pauwels, que señala la existencia de cinco grandes civilizaciones anteriores la nuestra. Quienes seguís el blog, seguramente ya habréis leído algo sobre las razas y demás, siendo nosotros la cuarta, al tiempo que la anterior sería la de los Atlantes.

La civilización de Tiahuanaco aún sigue siendo un misterio

Pues bien ¿cuáles son estas cinco grandes civilizaciones? Lo pongo en lista para que sea más sencillo leerlas:

  • Tiahuanaco
  • México
  • Nueva Guinea
  • Abisinia (actual Etiopía)
  • Tíbet

Si os fijáis en un mapa, veremos que la ubicación de cada uno de estos territorios nos explicaría en cierto modo el por qué civilizaciones tan distantes como la egipcia, la maya o los orientales (China y Japón principalmente), nos muestran en sus poemas e himnos tradicionales las mismas características en cuanto a su creación: «alguien se los ha legado«.

Ese «Alguien» serían los dioses, pero ellos los describen con tanta precisión que ¿por qué no creer que seres reales les han dejado esas enseñanzas realmente? Cuando la Atlántida comenzó su declive, sus habitantes se expandieron por todo el mundo antes de la gran inundación.

Cuando ésta aconteció, los pocos sobrevivientes se mezclaron con la raza nueva y le legaron todos sus conocimientos. Ese sería el motivo, teosófico, que explica los amplios conocimientos que tenían las civilizaciones que se originaron en los lugares mencionados en todos los campos, donde resalta sin duda en tierras mexicanas la astronomía, con los mayas.

De todas esas grandes civilizaciones, la última en caer fue la que estaba en el Tíbet, donde según los iniciados, allí se encuentran los sarcófagos de los últimos monarcas atlantes (si les podemos llamar reyes, claro está). En total serían tres y muy pocas personas los han visto pues se requiere un grado de iluminación casi imposible de alcanzar, no para los hombres comunes al menos.

¿Será verdad esto último? Lo primero es para dudar pero como decimos siempre ¿por qué no puede ser real cuando hay muchas cosas que así nos lo indican? Encontrar vestigios arqueológicos sería difícil, pero deberíamos estudiar un poco más lo que tenemos en Tiahuanaco, que merece un artículo especial por todo lo que implica.

Imagen: Wikimedia Commons

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...