¿Qué son los pop-tarts?

En Estados Unidos el producto mejor vendido de la marca Kellogg’s son los curiosos y coloridos pop-tarts.

Dulce de Kellogg's

Es posible que hayáis oído en más de una ocasión referencias a un tipo de dulce llamado pop-tart. Lo cierto es que para los norteamericanos es lo más común del mundo, tanto como para nosotros un bollycao, dado que lo llevan consumiendo desde mucho tiempo atrás. Pero en nuestro país solo conocemos este producto por las tiendas de importación o por algunos bares especializados en cereales que los han introducido en su carta.

El origen de los pop-tarts se remonta al año 1964, cuando fueron fabricados y comercializados por Kellogg Company (de ahí que suelan ir de la mano con los cereales). Se trata de unos snacks dulces a modo de pequeñas tartas en las que hay dos capas de masa y un relleno de sabor en el centro. Hay muchísimos sabores distintos debido a que al público le gusta variar con diferentes estilos y en Kellogg’s siempre están abiertos a probar nuevas experiencias para ver si se convierten en las preferidas de los consumidores.

Los pop-tarts se pueden consumir de dos formas: calientes o del tiempo. Si nos gustan del tiempo lo único que debemos hacer es sacarlo del envase y comérnoslo. Pero una gran mayoría de los consumidores prefieren calentarlos, para lo cual solo necesitamos un microondas o una tostadora.

Lo cierto es que la idea original no fue responsabilidad de Kellogg’s, sino que se trató de una idea nacida en las oficinas de otra empresa llamada Post. Su producto recibía el nombre de Country Squares y era característico por hacer uso de papel de aluminio para garantizar su conservación. Después de conocer los planes de sus rivales en Kellogg’s se pusieron a trabajar manos a la obra para lanzar su propia versión, la cual llegaría a las tiendas medio año más tarde. El éxito del producto de Kellogg’s fue imparable y a día de hoy es su artículo más vendido entre los norteamericanos, vendiendo millones de unidades y siendo consumido por personas de todas las edades.

Hay distintos estilos dependiendo de si están glaseadas en la superficie o no, lo que hace que varíen los sabores disponibles. El glaseado fue una novedad que se introdujo unos años después del nacimiento del producto original al comprobarse que este añadido podía resistir bien el calor de la preparación. Actualmente hay más de 40 sabores distintos, así como ediciones limitadas que se comercializan solo en determinados momentos del año. Entre los más populares se incluyen arándanos, chocolate, manzana, mantequilla de cacahuete, canela, fresa o batido de vainilla.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...