Se redacta un acuerdo intergaláctico para evitar la guerra de las galaxias

El acuerdo compromete a los países inscritos en la ONU, con el objetivo de garantizar el hecho de que no se produzcan guerras en el espacio, y se pretende buscar la ayuda y cohesión entre las diferentes culturas cósmicas.

Pongámonos en situación: en un futuro, el ser humano conquistara el universo. No sabemos si hay vida inteligente en otros planetas, pero sí que estamos seguros que la avaricia del hombre hará que se produzcan guerras entre nosotros por la colonización de nuevos planetas. Por eso se ha realizado un tratado en el que se prohíbe el hecho de realizar una guerra entre nosotros, lo que también incumbe a aquellos posibles extraterrestres que sean inteligentes y tengan el poder suficiente para poder empezar una guerra contra nuestro propio planeta.

Carol Rosin ha propuesto un acuerdo para evitar una Guerra de las Galaxias

Este tratado, que está cuidadosamente preparado, invita a todas las naciones miembros de la Organización de las Naciones Unidas y a todas las posibles culturas cósmicas, a asegurar de que el espacio será seguro y que será un lugar neutral, por lo que se deduce de este acuerdo que todas las armas en el espacio estarán totalmente prohibidas, sin excepción alguna.

Aunque parezca ciencia ficción, este acuerdo no ha sido potenciado por ningún friki, sino por un consultor reconocido sobre temas aeroespaciales y que a su vez, es fundador del Instituto para la Seguridad y la Cooperación en el Espacio Exterior. El nombre de este científico es Carol Rosin.

Este tratado está compuesto por muchos artículos. En ellos, se hace una clara referencia a la posibilidad de vida inteligente fuera del planeta Tierra y se pide que todas las partes firmantes reconozcan que no estamos solos en el universo. El tratado da por sentado que estas culturas también estarán conformes con la propuesta humana y que nos servirán como un importante aliado para nuestra seguridad y desarrollo. También se exige que los países que firmen dicho acuerdo, lo reflejen en sus leyes.

Se reconoce que desde el inicio de la guerra nuclear, las naves de los alienígenas que nos han visitado han sido capaces de cerrar determinados canales de comunicación y han realizado operaciones en nuestro planeta. Entre sus acciones, tenemos el hecho de han destruido decenas de misiles intercontinentales, dejándolos fuera de funcionamiento.

El problema real de este tratado es la prepotencia con que el hombre se cree dueño del universo y con la potestad de hacer lo que crea conveniente con él. Incluso dictaminan normas y leyes para la convivencia en el espacio. A lo mejor ya existe una ley establecida por los extraterrestres mucho tiempo atrás, no lo sabemos, pero antes la duda el hombre impone su opinión.

Imagen: Piutus en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...