La NASA afirma haber descubierto una nueva forma de vida

Por fin, se ha producido la esperada rueda de prensa de la NASA en la que, según las propias palabras de la Agencia, iban a hacer un descubrimiento importante acerca de la vida extraterrestre. Pues no. El descubrimiento anunciado es enormemente importante para la Biología -se trata de una nueva forma de vida- pero para la existencia de seres vivos en otros planetas tan sólo es puramente teórico: si existen formas de vida que se dan en condiciones extremas y diferentes a las conocidas hasta ahora, ¿por qué no puede haberlas en otros planetas con condiciones peores que la Tierra?

Por fin, la famosa rueda de prensa de la NASA se ha producido. Sin duda, habrá desilusionado a todos aquéllos que esperaban el anuncio de vida extraterrestre –algo que, por otra parte, la propia agencia norteamericana se encargó de dar a entender, en un rasgo, cuando menos, de puro sensacionalismo-.

Pero la Ciencia es más prosaica. Avanza a pequeños pasos y cada uno de ellos requiere muchas horas de investigación. Y lo que ha hallado tiene enorme importancia desde el punto de vista de la Biología pero, desde el del estudio de la vida en el espacio, tan sólo teórica.

Foto del lago Mono

Una vista del lago Mono, de donde se ha extraído la nueva forma de vida

Porque lo que han descubierto no se encuentra ni en Marte ni en Júpiter ni –como se rumoreaba- en Titán. Está en California, concretamente en el lago Mono, un lugar que debido a su aislamiento posee una composición química especial: alta salinidad y alcalinidad y elevados niveles de arsénico.

Se trata de un microbio bautizado como GFAJ-1. Dicho así, podría parecer poca cosa pero, en verdad, no lo es. Nos encontramos ante una nueva forma de vida. Todos los seres vivos conocidos hasta ahora poseen una composición bioquímica básica formada por carbono, hidrógeno, nitrógeno, oxígeno, azufre y fósforo. En concreto, el fósforo es parte de la estructura del ADN y del ARN y se halla en los fosfolípidos que conforman las membranas celulares y en las moléculas que transportan energía a las células. Por tanto, es un elemento esencial.


Sin embargo, el microbio descubierto ahora es capaz de desarrollarse y reproducirse sin su presencia, que sustituye por arsénico. Éste posee una composición química similar a aquél pero resulta venenoso para todas las formas de vida conocidas hasta ahora.

Sin embargo, cuando los científicos –encabezados por Felisa Wolfe-Simon– trasladaron el microbio al laboratorio y dejaron de suministrarle fósforo, sustituyéndolo por arsénico, éste fue capaz de desarrollarse y reproducirse. Por tanto, el arsénico había sustituido en su trabajo al fósforo.

Foto de la Universidad de Arizona

Sede de la Universidad de Arizona, una de las que ha participado en la investigación

Como puede apreciarse, se trata de un enorme avance para la Biología. Pero, como decíamos, en lo que respectaba a haber descubierto vida extraterrestre es más bien poco. Únicamente, puede relacionarse desde un punto de vista teórico: puesto que existen formas de vida que aún no conocemos y que pueden desarrollarse en ausencia de elementos esenciales, ¿por qué no va a poder existir vida en planetas carentes de las condiciones que tiene la Tierra?

O, como dice la propia Wolfe-Simon, «si hay algo que aquí, en la Tierra, puede hacer algo tan inesperado, ¿qué más puede hacer la vida que no hemos visto todavía?»

Fuente: Web oficial de la NASA.
Fotos: Lago Mono: Sskennel en Flickr | Universidad de Arizona: Ken Lund en Flickr.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...