Una galaxia enana con un 99,9% de materia oscura

Un equipo de astrónomos descubrieron que una de galaxias enanas en órbita en torno a nuestra Galaxia era mil veces más masivo que deja aparecer su contenido en estrellas. Esta clase pequeñas galaxias eran predichas desde hace tiempo por el modelo de la materia negra fría. Pero aquí, tenemos la primera prueba.

El LHC lleva algunos días a prueba y sus primeros haces de protones comenzaron a circular. Se habla incluso del 12 de octubre como fecha para las primeras colisiones a una energía de 10 TeV. Muchos físicos piensan que podrán crear partículas de materia negra, las cuales no se observaron nunca directamente, aunque las pruebas en favor de su existencia no dejan casi ninguna duda desde hace unos años.

La materia negra es un ingrediente fundamental para explicar la formación de las galaxias. El modelo de materia oscura fría, Cold Dark Matter o CDM en inglés, da cuenta de manera satisfactoria de las observaciones, excepto porque predice un gran número de pequeñas galaxias enanas en torno a las grandes galaxias, como nuestra Vía Láctea por ejemplo. Ahora bien, parece que ya tenemos un primer ejemplo.

Leot, una de las galaxias enanas que rodean la Vía Láctea. Imagen: Mike Irwin

Los progresos de los instrumentos de observación comienzan a descubrirlas. Muchas de ellas serían en realidad muy poco luminosas, lo que contribuye a explicar porqué no las hemos visto hasta ahora. De todas maneras el número de galaxias enanas conocidas en órbita en torno a nuestra Galaxia se ha duplicado estos últimos años. Contamos con alrededor de dos docenas.

Marla Geha, astrónomo de la Universidad de Yale, está a la cabeza del equipo que ha conseguido medir la masa de la galaxia enana Segue 1. En gran parte gracias ella y a su colega Josh Simon, del California Institute OfTechnology, conocemos un poco mejor estas galaxias enanas. A partir de sus observaciones efectuadas con ayuda el telescopio Keck, en Hawai, y los datos del Sloan Digital Sky Survey, el célebre SDSS, estos dos astrónomos descubrieron que las galaxias enanas están mayoritariamente constituidas por materia negra.


El caso de la galaxia enana Segue 1 es espectacular. Mientras que se distinguen solamente algunos centenares de estrellas, lo que en realidad parece un objeto alrededor de mil millones de veces menos luminoso que la Vía Láctea, las observaciones conducen a asignarle una masa mil de veces más importante.

Esta desproporción demuestra también que nuestros conocimientos de estas galaxias enanas en órbita en torno a la Vía Láctea son imperfectos. Claramente, las relaciones entre las masas deducidas de las estrellas situadas en estas enanas y las presentes en forma de materia negra, cuyas velocidades estelares se infieren por espectroscopia, se incluyen entre 100 y 1000…

El problema de las galaxias enanas que faltan aún no se ha solucionado, ya que existe aún una divergencia de un factor 4 alrededor entre el número de galaxias enanas que predice el modelo. Marla Geha y sus colegas están convencidos de que sus observaciones no hacen más que sacar a la luz la punta del iceberg, ya que es ahora cuando estamos empezando a poder situar objetos tan poco luminosos.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...