¿Quién rescató a los perros de La Palma?

Los perros de La Palma fueron rescatados por un grupo anónimo que se identificó como El Equipo A.

Antes del rescate, todo el mundo hablaba de ello. Se convirtió en el tema de preocupación generalizada del país: los perros atrapados entre la lava del volcán de La Palma. Hubo quienes plantearon ideas de rescate en redes sociales y el ruido que se hizo fue notable hasta que el gobierno dio visto bueno para que una empresa privada se pusiera manos a la obra con un plan de rescate. La idea era utilizar drones que volarían y se llevarían a los perros encerrados en jaulas.

No obstante, eran mucho los que pensaban que esta idea saldría rana. Había serios problemas y obstáculos logísticos que apuntaban a una posible desgracia (como que los perros cayesen a la lava). Porque se les pudo llevar agua y alimento gracias a los drones, pero otra cosa sería llevarlos volando a ellos sabiendo que seguramente estarían nerviosos y que se moverían mucho.

Posiblemente, entre las personas que pensaban que este plan era descabellado, se encuentren los miembros del Equipo A. Ellos fueron los que, finalmente, salvaron a los perros. Lo hicieron en pleno anonimato y a escondidas, aprovechando uno de esos momentos en los que no había mucho control sobre la posición en la que se encontraban los perros. Nadie les descubrió haciéndolo e incluso tuvieron que pasar horas hasta que alguien se dio cuenta de la ausencia de los animales.

Cuando la empresa de drones que iba a hacer el rescate se encontraba haciendo pruebas y vuelos de práctica antes del rescate, descubrió que los perros habían desaparecido. Examinaron la zona y, tal como mencionaron, solo encontraron algunos conejos (otro tema sería por qué no probaron a llevarse a los conejos también, que son seres vivos por mucho que los españoles nos los comamos). Lo que encontraron fue una pancarta en la que compartían sus ánimos con los habitantes de La Palma y confirmaban que los perros estaban a salvo.

Lo que vino después fue la publicación de un vídeo en el que se podía ver a los perros rescatados y en perfectas condiciones, alimentados y cuidados. El grupo anónimo que los rescató permaneció con los animales unos días y luego organizaron un encuentro con veterinarios de la zona para entregar los perros a las autoridades. Su trabajo estaba hecho y daban por concluida su misión haciendo lo que legalmente debían al entregar a los animales y que el gobierno pasara a ocuparse de ellos. El encuentro de entrega se organizó de manera que nadie descubriera a los miembros del Equipo A, lo que les ha permitido mantener su anonimato y seguir siendo héroes en las sombras para los ciudadanos no solo de España, sino del mundo entero (la noticia ha aparecido publicada en periódicos de medio mundo).

Tras recibir a los perros, el gobierno todavía está pensando qué hacer con los animales, ya que se encuentran en perfecto estado de salud. Se comenta que lo más probable es que se localice a sus propietarios gracias a los chips que tienen instalados y que así todo vuelva a la normalidad. Se desconoce si hay intención de presentar algún tipo de denuncia contra los dueños, aunque todo está en el aire porque hay muchas dudas acerca de lo que ocurrió exactamente con los animales.

¿Quiénes son los miembros del Equipo A y cómo lograron el rescate? Hay quien dice que son los propios dueños de los animales, que volvieron a por ellos en cuanto encontraron la forma de hacerlo. Otra idea es que fueron algunos de esos profesionales que hablaron en redes sociales sobre su intención de llegar a rescatarlos y así poner las vidas de estos animales a salvo. Se recuerda cómo hubo quien planteó la opción de volar en helicóptero y sacar a los perros por el aire.

No obstante, la teoría más extendida apunta a que lo que ocurrió con el rescate es que los miembros del Equipo A utilizaron cámaras de calor que les permitían ver qué zonas de lava se habían enfriado y qué camino resultaba más seguro para entrar en la zona donde estaban recluidos los perros para salvarles. Eso habría significado una operación de rescate aparentemente más sencilla de lo que se podría imaginar, con un camino de vuelta que simplemente habría supuesto seguir sobre los pasos que se habían trazado en la ida.

De ser así lo que ocurrió, esto plantearía aun más dudas acerca de cómo pudo ser que el gobierno y sus especialistas no organizaran un plan de rescate bajo las mismas condiciones y que, en su lugar, pensaran en la rocambolesca idea de hacer un rescate con drones. En cualquier caso, la buena noticia es que todo ha terminado, que los perros están a salvo y que el Equipo A ha aportado una gran dosis de esperanza para una sociedad que necesita buenas noticias con las que alegrarse el día.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...