¿Quién es Ariel Castro?

Nacido en Puerto Rico, tuvo retenidas a tres mujeres de Cleveland durante una década en la que les propinó varias palizas y abusó sexualmente de ellas. Fruto de una violación nació una niña criada en cautiverio.

El 6 de mayo de 2013, Amanda Berry, Gina De Jesus y Michelle Knight, tres mujeres de Cleveland, Ohio (Estados Unidos) fueron rescatadas por la policía tras permanecer diez años secuestradas en casa de un vecino de la localidad llamado Ariel Castro. «El monstruo de Cleveland» (así lo llaman muchos vecinos) secuestró y violó durante una década a las tres mujeres. Fruto de uno de estos abusos nació una niña llamada Jocelyn, cuya madre es Amanda Berry.

Ariel Castro tiene 52 años y es originario de Puerto Rico aunque vivía en Cleveland desde hace años. Tiene una gran familia, formada por 20 hermanos repartidos por todo el mundo. Por su parte, Castro tiene tres hijos (dos mujeres y un hombre) y, además, cinco nietos. Casualidades de la vida, su único hijo, Ariel Anthony, en sus últimos años de carrera en periodismo, escribió un reportaje sobre el secuestro de Gina De Jesús en 2004 cuando ella tan sólo tenía 14 años. Las tres mujeres secuestradas no salieron nunca a la calle, tan sólo salieron a la parte posterior de la casa en dos ocasiones. En el interior estaban atadas con cuerdas y cadenas.

Por otra parte, la mujer de Ariel Castro y madre de sus tres hijos, Grimilda Figueroa, abandonó el domicilio familiar en 1996 tras ser víctima de malos tratos y abusos por parte de su entonces actual pareja. Ella fue valiente y lo denunció a la policía. En 2005, cuando tuvo que declarar ante el juez, Grimilda le confesó al juez que en ocasiones Ariel retenía a sus dos hijas, Emily y Arlene, para separarlas de ellas. Ariel Castro ya mostraba un comportamiento sospechoso cuando sus hijas eran pequeñas y se confirmó el pasado mes de mayo cuando se descubrieron los tres secuestros.

La vida de Ariel Castro era normal, trabajaba como conductor de autobuses hasta noviembre de 2012. De noviembre hasta su detención era bajista en una banda de jazz y tocaba en algunos bares de Cleveland. De cara al público, todo era normal pero cuando llegaba a casa todo cambiaba.

Ningún vecino sospechaba lo que realmente pasaba en el interior «de la casa de los horrores» (llamada así por muchos): tres secuestros que han durado una década, abusos sexuales, abusos físicos y abusos mentales. Diez años de sufrimientos y de horrores, pero sobre todo una década esperando una respuesta, una salida, en definitiva, un rescate.

Amanda Berry y su hija (nacida en cautiverio) Jocelyn, Gina De Jesus y Michelle Knight fueron rescatadas por la policía en mayo de 2013, diez años después de ser secuestradas. Ahora, Ariel Castro se declarará «no culpable» de los hechos que se le imputan. Una carta escrita por el propio Ariel Castro reconoce que de pequeño sufrió varios abusos y violaciones por parte de un tío suyo. Esperemos que se haga justicia.

FUENTE  / ondacero

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...