La sonda Phoenix manda sus primeras imágenes de Marte

Después de haberse colocado sobre Marte tal y como estaba previsto a las 23 h 53 TI del 25 de mayo, después de haber recargado sus baterías durante alrededor de dos horas, la sonda americana Phoenix transmitió sus primeras imágenes desde el suelo a partir de la 1 h 53.

Fueron obviamente los siete minutos más tensos de la sala de control del Jet Propulsion Laboratory. Hasta se podría hablar de siete minutos de terror, considerando que hasta ahora, solamente el 45% de los intentos de aterrizaje de sondas en el planeta rojo habían tenido éxito.

Después de la confirmación de la separación de la nave a las 23:40. El anuncio de la apertura del paracaídas a las 23:50 dio lugar a los primeros aplausos. Tres minutos más tarde, se recibía una señal, la que todos esperaban: Phoenix había tocado suelo y seguía emitiendo. El ambiente de la sala fue indescriptible y toda la tensión acumulada se convirtió en alegría.


La sonda Phoenix aterriza en Marte. Captura de pantalla procedente de Nasa-TV.

Lo más difícil del proceso ha sido la espera. Unos minutos después del aterrizaje estaba programada la emisión por radio, que en principio iba directamente a la Tierra pero que se dirigen a otras sondas marcianas con el fin de ahorrar energía. Veinte minutos más tardes, para garantizar que todo el polvo está otra vez en el suelo marciano los paneles solares se abrían y comenzaba la recarga de las baterías.

Luego se abría el “mástil” meteorológico y a continuación se desplegaban las cámaras sobre el tren de aterrizaje para tomar las primeras imágenes que os ofrecemos en vuestro blog favorito. Estas primeras fotografías están destinadas a comprobar que los generadores solares se han desplegado correctamente.


Dos horas después de la llegada a Marte, Phoenix debía reanudar sus emisiones y comenzar a transmitir los primeros datos. Las imágenes ponen de manifiesto que los dos paneles solares se desplegaron correctamente y están libres de polvo, condición indispensable para que el programa tenga continuidad. Otra imagen muestra los pies del tren de aterrizaje, colocado sobre suelo firme. Eso permitirá a los ingenieros emitir un primer dictamen sobre la naturaleza del material en el que tendrá que comenzar a excavar el brazo robótico que lleva la sonda.

Por último, tenemos una imagen estereoscópica de la región ártica marciana y del horizonte que rodea a la sonda. Francamente espectacular.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...