¿Qué es la fiebre hemorrágica Crimea-Congo?

En Madrid se han detectado varios casos de la fiebre hemorrágica Crimea-Congo, con un fallecido y una ingresada en estado grave.

Fiebre de Crimea-Congo

Madrid está en alerta debido a los sucesos recientes debido a la aparición de la enfermedad fiebre hemorrágica Crimea-Congo, que ya está siendo objeto de control por parte de la OMS para prevenir riesgos internacionales. En las últimas horas se ha descartado que dos mujeres que parecían tener la enfermedad la estuvieran sufriendo en realidad, pero no se baja la guardia ante posibles casos similares que puedan aparecer en los próximos días.

De momento, descartados estos dos casos, uno de ellos con posible infección al manipular fluidos infectados y el otro por una posible picadura de garrapata infectada en la zona caliente de la enfermedad, solo queda la enfermera que se infectó inicialmente en un hospital de Madrid. Fue quien estuvo tratando al paciente que introdujo el virus en Madrid tras ser picado por una garrapata cuando paseaba por Ávila. Este paciente, que mostró el más alto nivel de gravedad de la enfermedad, falleció sin que las autoridades sanitarias supieran qué era lo que le estaba afectando.

Después, en la autopsia, se descubrió que se trataba de la fiebre hemorrágica Crimea-Congo. Esta enfermedad procede de estos territorios y se introduce debido a los animales que la padecen. Las garrapatas se llevan el virus con un picotazo y luego hay riesgo de que lo trasladen a un humano con otro picotazo.

Tal y como determina la OMS, una infección de fiebre hemorrágica Crimea-Congo es poco probable, dado que son muchas circunstancias las que se deben dar cita. Aún así, esto no significa que haya menos riesgo, sobre todo a la vista de que ya fue una enfermera quien se contagió en el hospital. Ella se encuentra ahora mismo internada y atendida con todos los medios para intentar ayudarla a sobrevivir, aunque su estado es grave.

La fiebre hemorrágica Crimea-Congo se puede presentar bajo distintos niveles de gravedad que no tienen porqué terminar con el fallecimiento de la persona infectada. No hay una medicina que sirva de antídoto o cura, razón de más para que sea una enfermedad muy monitorizada, pero existen muchas posibilidades de sobrevivir salvo que aparezca en uno de sus niveles más altos. Para evitar situaciones de riesgo la Comunidad de Madrid está controlando más de 200 casos de personas que podrían encontrarse en situación de riesgo debido al contacto con el fallecido en el hospital. Ante cualquier indicio se trabajará para aislar la infección cuanto antes.

Los síntomas de la fiebre hemorrágica Crimea-Congo se camuflan, dado que son similares a los de cualquier fiebre común.

Foto: Catkin

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...