Ejercicios mentales

Mantener nuestro cuerpo en forma es muy importante pero también lo es hacerlo con nuestro cerebro. Es esencial conservarlo ágil y despierto y, para ello, debe estar activo. Por ello, aquí proponemos una serie de sencillos ejercicios que nos ayudarán a mantener nuestra mente en plenas facultades.

El cerebro es una parte primordial del ser humano. Puesto que de él parten las órdenes que provocan toda la actividad del organismo, podríamos decir, en sentido figurado, que es el centro de control de nuestro cuerpo.

Pero, como cualquier otra parte de éste, el cerebro necesita ejercitarse. Y no sólo durante la fase natural del crecimiento de la persona sino a lo largo de toda la vida. De lo contrario, nunca tendremos una mente ágil y lúcida.

Foto de un dibujo con las partes del cerebro humano

Dibujo que reproduce las partes del cerebro humano

Es más, con los años, el cerebro sufre el desgaste y deterioro lógicos del envejecimiento y la mejor manera de ralentizar éste es mantenerlo en forma. Para ello, es importante realizar actividades intelectuales que nos obliguen a pensar como, por ejemplo, la lectura, la escritura, el cálculo o la planificación de nuestros actos diarios.

Todo ello ayuda. Pero, además, existen una serie de ejercicios fáciles de realizar que contribuyen a mantener la mente ágil y en perfecta forma.

Así, en primer lugar, resulta muy efectivo probar nuevas actividades, en especial, aquéllas que exigen memorizar distintos pasos. Aprender juegos de cartas, el ajedrez, o, sencillamente, realizar crucigramas, sudokus y juegos de palabras son excelentes hábitos para mantener la mente en buen funcionamiento.

En este sentido, también es una opción aficionarse a completar rompecabezas o puzles.

Otro ejercicio útil es tratar de hacer la mayor cantidad de actividades posible con nuestra mano no dominante. Es decir, si somos diestros, intentar realizar actos sencillos –manejar el ratón del ordenador, escribir- con la mano izquierda y, si somos zurdos, a la inversa.

Puede parecer una simplicidad pero, al tratar de concentrarnos en hacer bien estas actividades, obligamos al cerebro a trabajar más y, con ello, a mantenerse en forma.

También es buena costumbre para ejercitar la mente este otro ejercicio: tratar de hacer varias cosas simples al mismo tiempo. Por ejemplo, escuchar el ruido de la calle al tiempo que chasqueamos los dedos y, por otra parte, intentamos leer un texto. Lo que se busca con ello, es utilizar la mayor cantidad posible de nuestros sentidos a la vez.

No es una mala idea, igualmente, aprovechar las posibilidades que nos brinda la Informática. Existen en el mercado y a precios muy económicos distintos tipos de video juegos cuya finalidad es proponernos ejercicios mentales para agilizar el funcionamiento de nuestro cerebro.

En suma, de lo que se trata es de mantener el cerebro lo más activo posible. No olvidemos que la salud reside en el cuerpo pero también en la mente.

Fuente: Ehow.

Foto: Partes del cerebro humano: Ryan Somma en Flickr.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...