Cómo obtener el certificado de discapacidad

El certificado avala que su titular posee algún grado de discapacidad. Obtenerlo conlleva ventajas y derechos fiscales de vital importancia para las personas que las padecen.

discapacidad

El certificado de discapacidad es aquel documento que avala que las personas que tienen una minusvalía, realmente la padecen. La acreditación reconoce distintos grados, y poseerlo brinda algunas ventajas a sus beneficiarios. Aun así, para favorecerse de estos derechos y subvenciones este debe ser igual o superior al 33%.

Ventajas de obtener el certificado:

  • Beneficios fiscales: reducción de 2.000 euros en el IRPF.
  • Pensión por invalidez: la cantidad varía en función del grado de minusvalía.
  • Prestación social si la persona afectada tiene un hijo a su cargo.
  • Ayudas para adaptar la vivienda.
  • Acceso a inmuebles adaptados.
  • Ofertas de trabajo específicas para personas con discapacidad y facilidades para su formación.
  • Programas de salud más concretos.
  • Descuentos en el transporte y otras iniciativas similares: como deducciones en temas legales, aseguradoras, el abono social de Telefónica, etcétera.

  ¿Cómo pedirlo?

Es necesario acudir al Centro Base de la Consejería de Servicios Sociales correspondiente para solicitarla. Los documentos necesarios son:

  • Hoja de solicitud rellenada.
  • Fotocopia del DNI o similar.
  • Fotocopia de los informes médicos y/o psicológicos.
  • Otros documentos como: justificante de ingresos de la persona con minusvalía, facturas de gastos médicos y otros dispendios añadidos (en vivienda, educativos y similares).

Pasado un tiempo, el solicitante tendrá que presentarse en el Centro Base para que un equipo de valoración (EVO) lo reconozca. Este equipo está formado por un médico, un psicólogo y un trabajador social, que calificarán y determinarán el grado de minusvalía de la persona. Cabe destacar que estos profesionales podrán pedir tanta información y pruebas como necesiten.

Una que finalice este proceso se le presenta al demandante del certificado una propuesta que incluye el grado de discapacidad, su diagnóstico específico, y también las puntuaciones obtenidas en los baremos que estiman si la persona necesita la ayuda de una tercera o si tiene dificultades de movilidad que le impiden usar el transporte público.

El procedimiento termina cuando el Centro Base dicta una resolución, que el interesado puede reclamar hasta 30 días después. Cabe decir que el proceso es muy lento y que puede tardarse hasta un año en obtenerlo o más, pues pasa mucho tiempo entre la puesta en marcha del proceso con el requerimiento de la solicitud y la presentación de los documentos correspondientes, hasta que el tribunal médico llama al interesado.

Fuente/ Discapnet
Foto/ Jivaldivia

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...