Hallan un tesoro de 3000 años de antigüedad en una tumba china

Los arqueólogos que excavaban el oeste de un complejo de tumbas de la dinastía Zhou (1046-771 a.C.) en Baoji, provincia de Shaanxi, al noroeste de China, han desenterrado 44 piezas de objetos de bronce y dos piezas de cerámica, un tesoro considerado de importancia nacional.

tesoro bronce china

La tumba fue descubierta en junio de este año por los aldeanos que trabajan aquellas tierras y fueron ellos quienes alertaron a las autoridades estatales y a los arqueólogos, que han estado excavando el sitio desde agosto.

La cantidad de las vasijas de bronce y el sistema de nichos que habitan lo hacen un descubrimiento muy raro que los arqueólogos han catalogado como una oportunidad única para estudiar las prácticas funerarias de principios del período Zhou en el Oeste. Las piezas habrían tenido una variedad de usos – cocina, almacenamiento de alimentos, retención de agua o bebidas alcohólicas – La gran cantidad de objetos de bronce y su elaborada decoración ponen de manifiesto que la tumba debió ser de un noble, alguien de gran riqueza y posición social la zona.

El arqueólogo especializado en plomo Wang Zhankui espera que cuando se traduzcan las inscripciones en las vasijas de bronce se pueda identificar quien fue enterrado en la tumba.

El año pasado, se encontró una tumba de la época del Zhou Occidental en Baoji, un lugar que contenía una rica colección de vasijas de bronce, aunque menos de la mitad de las que se han descubierto aquí. Uno de los recipientes aún estaba sellado, de modo que cuando los arqueólogos los sacudieron, oyeron el movimiento provocado por el líquido del interior, esto les llevó a pensar que estaban frente al vino más antiguo que se ha encontrado en China.

La especulación fue en vano, ya que lo que había era probablemente algún tipo de bebida alcohólica, aunque esta revestía un particular interés histórico debido a su entierro junto con otra pieza de bronce: un pedazo cuadrado de tres metros de largo llamado «Jin», que fue inscrito con admoniciones contra el consumo excesivo de alcohol.

Este es un tema que se repite a principios del Zhou Occidental en todo tipo de piezas de bronce. Un ding (un caldero de bronce que ahora reside en el Museo Nacional de China ) realizado durante el reinado del rey Kang (1020-996 aC) contiene una inscripción a su ministro Yu que atribuía la caída de la dinastía Shang al alcohol y el aumento de la Zhou Occidental a su prohibición.

En el Shangshu o libro de documentos, se encontró una colección de discursos históricos dichos por los gobernantes de cuatro dinastías hasta la Zhou del Oeste, incluye un anuncio acerca de la embriaguez, supuestamente hecha por el rey Wen de Zhou, el fundador titular de la dinastía Zhou del Oeste, y que ya hacía campaña en contra del alcohol.

Así mismo se cree que el último sucesor de los reyes Shang era adicto a la bebida, por lo que todo apunta a que no era muy querido por el pueblo. Se mostraba epicúreo y abandonado a los excesos, lo que llevó a esta dinastía a la extinción.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...