¿Qué ha pedido el cocreador de WhatsApp a los usuarios de Facebook?

Ya en el año 2018 el cofundador de WhatsApp inició un movimiento para que el público se borre de Facebook y ahora continúa con ello.

borrar Facebook

En octubre del año 2014 Brian Acton, cocreador y cofundador de WhatsApp, realizaba la venta de su negocio al gigante de las redes sociales Facebook. La operación se realizaba por 19 mil millones de dólares, aunque con la garantía de que Acton continuaría en la empresa con un sueldo más allá de haberse embolsado esa jugosa cantidad. Unos años después, en 2017, Acton no estaba de acuerdo con los cambios que se estaban perfilando para su obra y decidió abandonar la empresa.

Por aquel entonces Facebook buscaba la manera de rentabilizar WhatsApp, dado que no había manera de que la inversión permitiera recuperar lo invertido. Se valoró que WhatsApp tuviera anuncios y también que las empresas usaran el servicio como contacto con los clientes. Eso a Acton no le gustó nada.

En 2018 inició su particular batalla contra Facebook creando el hashtag #borradfacebook y ha sido algo que no se ha detenido ahí a la vista de la última conferencia que ha realizado en Stanford. Allí ha hablado largo y tendido sobre WhatsApp y Facebook.

El rencor que siente Acton contra Facebook es elevado y lo ha manifestado muy claramente durante la conferencia, en la que ha reconocido cómo los usuarios les proporcionan el poder a las redes sociales como Facebook, que acaban teniendo el poder sobre las vidas de las personas. Se queja de que estamos sometidos a comprar los productos de estas grandes empresas y a inscribirnos en todos sus servicios o páginas web, por lo que acaban teniendo más de nosotros de lo que deberían. Y siempre recalca y recuerda a quienes le escuchan, en este caso los prometedores estudiantes de Stanford, que deberían eliminar sus cuentas de Facebook cuanto antes.

Sobre la venta que realizó de WhatsApp y como forma de argumentar el motivo que la llevó a realizarla, Acton menciona que había muchos más factores en juego de lo que se pueda imaginar. Lo primero es que había una plantilla de 50 personas que sin ingresos contantes y sonantes posiblemente terminarían sin trabajo por mucho que estuvieran en las oficinas de la app de mensajería más usada del mundo. Acton tenía claro que era algo que no solo le incluía a él, dado que los empleados también parece que se llevaron un pellizco por posesión de acciones. Lo mismo comenta de los inversores, así como en la propia participación que él tenía y que le podía proporcionar un dinero más que suficiente para vivir de otra manera. Reconoce que en realidad, la decisión de decir que no, no estaba en su mano.

Foto: TeroVesalainen

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...