¿Cómo hacer un meme?

Los memes se han convertido en la principal tendencia entre los usuarios de Internet, quienes encuentran en ellos una forma divertida de intercambiar opiniones y pensamientos.

Definición de meme

Dice la definición de la Wikipedia que un “meme” es una idea o comportamiento, e incluso un estilo que se extiende de una persona a otra de forma instantánea. En Internet los meme encuentran su patio de recreo al expandirse de manera imparable por foros, redes sociales y páginas web. Los solemos encontrar de todo tipo de estilos, unos más divertidos que otros, ¿pero cómo se hacen?

Lo primero que hay que hacer para crear un meme es olvidar cualquier tipo de habilidad que tengamos para el diseño. Va en contra natura de los memes el hacerlos bonitos, detallados o que llamen la atención por lo bien que han quedado. Cuanto más independientes, underground y raros sean, mucho mejor. No tengas problemas por meter imágenes en el meme que queden superpuestas o dibujos cutres, si queda bien y el mensaje es divertido, seguro que el meme acaba triunfando.

La mejor manera de llevar a cabo los meme que se pasen por tu cabeza es acudiendo a páginas especializadas en su producción. Puedes usar muchas de las aplicaciones web que se encuentran accesibles desde Google. Hay algunas que no son especialmente buenas, pero que están posicionadas en los primeros puestos de los resultados. Busca aquellas que más opciones te proporcionen.

Para crear memes online solo tienes que elegir las imágenes que usarás como plantilla, a las que puedes llegar en base a la elección de un tema o de un personaje específico. Después visualiza las zonas de la imagen donde puedes escribir tus mensajes. Estos tienen que ser graciosos o tener algún tipo de curiosidad que permita que otras personas tengan interés para reenviar los memes a más y más personas. Pon unas frases graciosas en las imágenes y luego guarda la imagen. Después descárgala y ya podrás enviarla por todas partes para ver si consigue tener éxito.

La filosofía de los memes es impredecible. Uno de ellos puede convertirse en un éxito inesperado, mientras que otro en el que hemos concentrado mucha más ilusión es posible que pase desapercibido. Nunca se sabe qué puede llegar a ocurrir con ellos. Por otro lado, la propiedad de los memes queda en manos de la red, así que si creas uno muy divertido que no te sorprenda después que empieza a ser publicado por otras personas. Al menos tú siempre sabrás que ese meme salió de tu imaginación, lo cual ya debería ser suficiente en estos casos virales.

Foto: Cindy Kilpatrick

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...