Pautas míticas y rituales en la cultura china

Las creencias primitivas subsisten en las costumbres del pueblo chino, pero apenas se encuentran datos o pruebas fehacientes de la diversidad y el alcance de sus mitos.

Tapiz de seda china

Tapiz de seda china

Las diversas fuerzas fenoménicas de la naturaleza y la inmensidad del universo y del espacio celeste constituían el objeto de veneración por parte de los primeros pobladores de la legendaria dinastía china, que se inició en el ano 1800 (a. C.) aproximadamente.

También el culto a sus predecesores, y a sus muertos, estaba suficientemente extendido entre los primeros pobladores del territorio chino.

Ofrecían sacrificios rituales y consultaban a los oráculos, aunque eran los sacerdotes quienes interpretaban correctamente sus misivas. Sin embargo, éstos, eran como funcionarios que tenían encomendado el protocolo ritual. Los sacrificios solamente podía ofrecerlos el emperador. Los ciudadanos dirigían sus peticiones a los antepasados, pero para clamar al Cielo no estaban autorizados; este era un cometido exclusivo del emperador.

Antes de la época de Confucio, es decir, del siglo Vl (a. C.), ya existían los libros sagrados que aquél dio a conocer. Tales libros se denominaban “King” y eran un conjunto de normas de conducta, de hechos históricos, de poesía y de religión. En ellos se explica la manera de venerar al cielo y a la tierra, a los grandes espíritus y a los espíritus inferiores. Aunque en realidad sólo existía un “Grande Espíritu”, pues la tendencia china hacia el monoteísmo se aprecia en los libros sagrados denominados “King”.



Confucio (551 a 479 a. C.) había nacido en el estado de Lu y fue uno de los sabios que ofrecieron sus servicios de asesor a los distintos gobernantes de aquella época, y hay que reconocer que no tuvo mucho éxito en su empresa, lo cual le obligó a manifestar aquel célebre y amargo lamento: “Ningún monarca inteligente se digna aceptarme como maestro y me ha llegado la hora de morir.” Tras su muerte, sin embargo, se extendieron sus enseñanzas con profusión y sus discípulos desarrollaron la filosofía de su maestro a través de predicaciones y por medio de la escuela filosófica que, se supone, el mismo Confucio había fundado.

A Confucio le interesaba la conducta de los seres humanos como individuos, por lo que se ocupó en explicar normas de sabiduría práctica. Le interesaba el rito, la costumbre y la moderación. No era, en realidad, más que un maestro que pretendía enseñar cierta ética de comportamiento y ensalzaba el altruismo y la conducta que daba prioridad a la comprensión antes que a la imposición. Defendía la paz y la armonía sociales. Era más bien un pensador con una gran capacidad intuitiva a quien el pueblo chino mitificó y deificó.

Confucio valoraba mucho la dedicación al saber y al estudio y muchas de sus máximas y mensajes mantienen plena vigencia hasta el momento actual. Su sentido de la comprensión y la tolerancia se muestra en la siguiente frase: “No tratéis a los demás como no querríais ser tratados vosotros.”

Sin embargo, Confucio predica una moral práctica, de la que no se encuentren ausentes las distancias virtudes, las cuales tienen relación con el número cinco- una de las cifras con más riqueza simbólica entre los chinos-, éste era “Símbolo del hombre, de la salud y del amor”.

Lao-Tsé (Laotseu) fue contemporáneo de Confucio, pero no se sabe la fecha de su nacimiento, ni cuando acaeció su muerte. La raíz de sus teorías está expuesta en el “Tao Teh King”, libro que recoge las enseñanzas de Lao-Tsé pero, contrariamente a lo que se pensaba, no fue escrito por él.

El “Tao” (=camino) es el concepto primigenio de toda la enseñanza de Lao-Tsé; su significado es tan rico que abarca tanto a lo material como a lo espiritual. El “Tao” es la razón que gobierna al mundo, y a causa del “Tao” se producen las cosas existentes y la propia nada; el “Tao” actúa de dos maneras alternativas: “yin” o concentración, y “yang” o expansión.

Por medio del “Tao” se condena a la violencia y a la guerra: “Lo tierno y lo débil vencen a lo duro y a lo fuerte.”

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...