Historia de la bicicleta, ¿quién la inventó?

¿Sabes quién fue el inventor de la bicicleta? Sus orígenes se remontan a muchas décadas atrás de la mano de varios inventores.

 Bicicletas blancas

Es un medio de transporte utilizado en todo el mundo y que en alguna que otra ocasión seguro que hemos probado. Pero lo que posiblemente no sepamos es quién inventó la bicicleta. Sus orígenes se remontan al inicio de los tiempos, aunque hay muchas discusiones sobre quién es la persona específica que llevó a cabo la invención de la bicicleta. La explicación es un poco más complicada y se atribuye a una serie de iniciativas de diversos inventores que ayudaron a que este tipo de vehículo se convirtiera en un éxito de masas.

Muy en el pasado

Hay registros e indicios de que antiguas civilizaciones ya utilizaban formatos de vehículo que recuerdan, al menos en su concepto, a la bicicleta. Los chinos y los egipcios tuvieron inventos de este tipo que se basaban en combinar una barra con dos ruedas, ofreciendo un tipo de soporte que podía ser útil en algunos casos. Posteriormente se han escrito multitud de historias acerca de cómo los orígenes de la bicicleta se remontan a muchos años atrás, aunque se ha llegado a descubrir que mucha de esta información eran invenciones que solo tenían el objetivo de desinformar. En tiempos en los que no existía Internet resultaba mucho más fácil inventar una historia que resultara creíble. Es lo que hizo un periodista francés, atribuyendo la invención de la bicicleta a un compatriota con el objetivo de aportarle más méritos a su nación.

Los primeros pasos de las bicicletas

Todavía estábamos lejos de ver una bicicleta como las actuales, pero en el año 1817, gracias al trabajo de Karl Christian Ludwig Drais von Sauerbronn, un histórico barón alemán, se llevó a cabo la creación del primer modelo. Lo denominó laufmaschine, que traducido a nuestro idioma viene a ser algo como “máquina andante”. Se trataba de un invento que ya tenía un aspecto que nos recordaba a las bicicletas actuales. Utilizaba dos ruedas, una base a modo de estructura e incluso tenía un sillín. También contaba con un soporte en el cual dejar los brazos. Para dominarla había que hacer esfuerzo y movimiento con las piernas, pero era inferior al que hacíamos caminando. La velocidad tampoco era excesiva, sino que se ponía en paralelo a la de un carruaje. Recibió, posteriormente, el nombre de velocípedo, pero también se la conoce como “draisiana”, quedando así registro de quién fue su inventor. El barón falleció en 1851 a los 66 años.

Años después, en 1830, Kirkpatrick Macmillan perfeccionó el velocípedo e incorporó pedales, de manera que se revolucionaba la forma de desplazarnos en ella. Tuvieron que pasar varias décadas para que los franceses Pierre Michaux y Pierre Lallement le dieran un cambio importante a la bicicleta. Aunque hubo muchas disputas sobre los derechos de la patente y del diseño, ambos tuvieron una gran repercusión en la evolución de este vehículo.

Su trabajo se consolidó en la idea de perfeccionar el diseño para incorporar componentes que lo mecanizaran aún más. Se añadió transmisión, pedales depurados y manivela. El mecanismo permitía pilotar la bicicleta de forma más avanzada y con muy buenos resultados. La historia no acabó de la misma manera para los dos inventores, dado que las decisiones tomadas por Lallement y la situación de un sector complicado le llevaron a terminar olvidado y sin la repercusión, a corto plazo, que merecía por sus invenciones.

Aunque fue una rareza, en el año 1870 se llevó a cabo la fabricación de una bicicleta que destacaba por usar una rueda alta. Seguro que la habéis visto en algunos casos, siendo su creador James Stanley, en Francia. El modelo no acabó de cuajar de forma definitiva y no se tardó en volver al modelo clásico que ha sido el que ha terminado perdurando a lo largo de las épocas.

Bicicleta en montaña

Llegamos a la bicicleta más reconocible

En el año 1885, de la mano de J. K. Starley, que había recogido el testigo de su abuelo James Stanley, se realizó la introducción en el mercado del modelo de bicicleta más reconocible entre los clásicos. El diseño ya era muy parecido al que se mantiene en la actualidad, incorporando componentes que fueron claves en el desarrollo de este tipo de vehículo. Se implementó la forma de diamante triangular que conocemos y se escribieron las bases sobre las que se asentarían las bicicletas creadas en el futuro.

A finales de siglo hubo otros inventos similares que perfeccionaron la fórmula, pero el siguiente salto generacional no se produjo hasta el año 1960. Fue entonces cuando Estados Unidos se volcó con la bicicleta, en respuesta a la difícil situación del país por la guerra y buscando un método de transporte que fuera más eficiente y que ahorrara energía. Se presentó el modelo de bicicleta de pista, totalmente instaurado y las ventas aumentaron de forma considerable. En la década de los años 70 se siguió perfeccionando el diseño, haciendo las bicicletas más ligeras y vendiéndose todavía más unidades.

Y también fue en los 70 cuando se presentó la bicicleta de montaña, un modelo que ha llegado a tener una trascendencia notoria en todo el mundo, aunque la primera no se llegó a fabricar en masa hasta inicios de los años 80. Con el tiempo hemos ido viendo cómo las bicicletas han aumentado sus prestaciones, siendo más ecológicas e incluso ahorrando esfuerzo a las personas en momentos determinados, como ocurre con las eléctricas.

Pero si lo que queremos es saber cuáles son los nombres que más han representado para la historia de la bicicleta, tendremos que resumir y volver a citar al grupo formado por Karl Christian Ludwig Drais von Sauerbronn (1818), Kirkpatrick Macmillan (1839), Pierre Michaux y Pierre Lallement (1860), James Stanley (1870) y J.K. Stanley (1885). A partir de aquí el testigo fue recogido por las grandes empresas fabricantes que son quienes en la actualidad se ocupan de que este tipo de vehículo continúe apasionando a todo tipo de personas.

Buena demostración del éxito de las bicicletas se encuentra en la presencia de servicios de cesión de bicis en grandes ciudades, como ocurre en Madrid. En otros países, como China, es un elemento fundamental en el día a día de las personas.

Foto: Kaboompics_comyorgunum

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...