¿Cómo se rodó la escena de la ducha de “Psicosis”?

Janet Leigh no volvió a ducharse desde entonces sin miedo

hitchkock

Fue rodada en el año 1960, pero todavía hoy continúa aterrorizando a todos aquellos quienes la ven, ya sea por primera vez o por onceava. Y es que el “maestro del terror”, el británico Alfred Hitchckock, sabía convertir en películas de verdadero miedo todos los trabajos que se planteaba, por menos apoyo que recibiese.

Muestra de ello, la aterradora “Psicosis”, cuya escena del asesinato de una de sus protagonistas en la ducha ha dado la vuelta al mundo, dando lugar a todo tipo de leyendas. Muchas de ellas, en pleno auge ya que hace pocos meses que se estrenó la película “Hitchkchok”, protagonizada por Anthony Hopkins, Helen Mirren, Scarlett Johansson y Toni Colette, y en la que se refleja la personalidad del excéntrico director de cine durante la grabación de este filme, para el que le costó mucho encontrar financiamiento.

Sea como fuere, su empecinamiento le condujo a rodar el filme, basado en una novela de Robert Bloch, quien a su vez se había inspirado en un asesino en serie de Wisconsin. Aunque fue idea de Hitchkchok el incorporar la escena de Janet Leigh siendo asesinada en la ducha, ya que en el libro únicamente se explicaba que habían matado a la mujer, sin especificar demasiado más.

El papel de Janet Leigh es absolutamente impecable, chillando descarnadamente, como si realmente la acechase un hombre con un cuchillo. Como ella mismo explicó más tarde, desde entonces no volvió a ducharse a menos que se encontrara totalmente resguardada. Para lo que aseguraba todas las puertas y ventanas del cuarto de baño y siempre dejaba la puerta de la ducha abierta.

Nada menos que una semana entera tardaron en rodar los tres minutos que dura la escena del baño. Con respecto a la secuencia exacta de la ducha, de solamente 45 segundos, se utilizaron un total de 68 planos. Un trabajo muy apurado y calculado al mínimo detalle.

Mucho se ha especulado acerca del hecho que Leight solicitase a una doble para realizar los planos de la ducha en la que no se le veía el rostro, por pudor a que se la viera tan escueta de ropa. Pero este rumor ha sido negado en múltiples ocasiones. El que sí que no estaba en el set de rodaje era el protagonista masculino, Anthony Perkins, que se encontraba en Nueva York preparando una obra teatral. Así, quien empuña el cuchillo es un miembro del rodaje con características físicas parecidas a las de Norman Bates.

Foto: tom-margie

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...