Asirios, una civilización casi mítica

Asiria es un pueblo que solemos pasar por alto al estudiar la Época Antigua o bien por las civilizaciones occidentales, o bien por otras de más renombre en Oriente Medio. Aquí haremos una breve introducción a este pueblo guerrero como ninguno y por ello merece un mes completo dedicado a ellos.

Asiria, el pueblo guerrero

Asiria, el pueblo guerrero

Si, este es el título ideal para la civilización asiria, la escogida de la Época Antigua para ser tratada este mes. Si, habéis leído perfectamente, será todo abril dedicado íntegramente a los asirios, un pueblo de la antigüedad que generalmente solemos pasar por alto para tratar otras de Oriente Medio, pero que cuando la conocemos en profundidad, es más atractiva que muchas otras de más renombre.

Pero para iniciar debemos ubicarnos geográficamente y para ello nos iremos al suroeste asiático en el valle de Mesopotamia, teniendo entre otros límites, las montañas de Armenia, el río Tigris y la antigua ciudad de babilónica de Caldea.

En lo que respecta a su surgimiento, debemos situarnos en el 3.000 a.C. cuando la región era dominada por los sumerios, pero éstos no estaban solos sino que coexistían diversos pueblos como los elamitas, los amorreos o los asirios en los alrededores.

Hacia el año 2.000 se suceden una serie de invasiones que culminan con el imperio de Súmer y ya para el período comprendido entre 1813 y 1780, cuando asume el rey Samsi-Adat I, Asiria se convierte en imperio. Un imperio que se ve truncado en la historia cuando Hammurabi de Babilonia conquista este pueblo.


Ya en el siglo XIV a.C. los asirios, bajo el mando de Assur-Uballit I logran desprenderse de la dominación tanto babilónica como de diferentes pueblos que los dominaron en ese lapso de tiempo como los hititas, agrandando aún más sus límites y transformando Asiria en un verdadero imperio.

Representación del ejército de Asiria

Representación del ejército de Asiria

Se destacó como un pueblo verdaderamente guerrero, estando en batallas y guerras en forma casi permanente contra prácticamente todos los pueblos de Oriente Medio y eso llevó a una gran derrota a mano de los medas y los babilonios hacia el año 612 a.C. Quiso la historia que el último rey de Asiria se llamase Assur-Uballit II, es decir, igual al primero.

Estela Adad-Nirari

Estela Adad-Nirari

Hablar del pueblo asirio es hablar de un pueblo netamente guerrero. Fue el primer ejército de la historia en utilizar armas de hierro en sus combates y además de ello poseían un implacable ejército que se componía por caballería e infantería que los hacía casi indestructibles.

Arqueros y piqueros eran los integrantes de la infantería y en cuanto a la caballería podemos decir que montaban sin estribos o sillas y los más ricos del imperio solían combatir sobre carros tirados por éstos. Sin dudas, para los rivales, destruir este ejército era algo casi imposible.

En cuanto a religión ya debéis imaginar que eran politeístas siendo Assur su Dios principal, primero asociado al mundo vegetal y luego como el Dios Guerrero. En la escala encontramos muchos Dioses más pero trataremos algunos de ellos por separado, por lo que no quiero ahondar en muchos detalles.

Placa de Lamashtu

Placa de Lamashtu

El arte en Asiria también es reconocido hasta nuestros días aunque se notan las influencias sumerias en todo lo realizado por ellos, sea pintura, esculturas o simples objetos de uso cotidiano.

Esta es en grandes rasgos, la civilización asiria, un pueblo verdaderamente guerrero como considero, no existió otro en la historia pues en este caso, era como una adicción a las confrontaciones. Por estos motivos es que escogimos Asiria como tema de este mes y os espero día tras día para compartir todo sobre ellos y para leer vuestras opiniones al respecto.

Imagen Asirio: Lokal Profil en Wikipedia
Imagen ejército: Davepape en Wikipedia
Imagen Estela: Smerdis of Tlon en Wikimedia
Imagen Placa: Rama en Wikimedia

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 1
Loading ... Loading ...