El objeto 2003 EL61 se convierte en el planeta enano Haumea

Descubierto por el equipo de José Luis Ortiz, el pequeño cuerpo, denominado 2003 EL61 ya que su primera aparición sobre una fotografía data de 2003, luego, temporalmente, Santa, acaba de ser bautizada oficialmente por la Unión Astronómica Internacional: (136108) a Haumea, el nuevo planeta enano del sistema solar.

Haumea es el nombre de una diosa de la fertilidad y el parto en la cosmología principal, es decir la mitología del pueblo hawaiano. Añadiendo al honor de llevar este nombre, los miembros del CSBN (Committee on Small Body Nomenclature) de la UAI (Unión Astronómica Internacional) y del WGPSN (Working Group for Planetary System Nomenclature) asignaron a Haumea el estatuto de planeta enano.

Este pequeño cuerpo de sistema solar oficialmente descubierto el 28 de diciembre de 2004 en el observatorio de Sierra Nevada, en España, formará grupo junto a Plutón, Ceres, Eris y Makemake. En este grupo, se le considera en como uno plutoide, es decir, un planeta enano instalado más allá de la órbita de Neptuno.

Representación del planeta Haumea y sus satélites Hi’iaka y Namaka. Imagen: A. Feild

Los dos satélites naturales de Haumea reciben lógicamente los nombres de Hi’ iaka (antes Rodolf), cuya leyenda afirma que nació por la boca de la diosa, y Namaka (antes Blitzen), un espíritu del agua resultante de su cuerpo.



La elección de estos nombres y la leyenda parece pertinente, ya que los astrónomos piensan que los dos pequeños satélites le fueron arrancados a Haumea tras colisiones, frecuentes en el cinturón de Kuiper dónde evoluciona. Esta existencia caótica explica también la forma del astro, que parece oblonga a la manera de un balón de rugby, y cuyo diámetro medio evaluado está entre 1.960 y 2.500 kilómetros es apenas inferior al de Plutón.

Haumea describe una órbita bastante excéntrica de 35,02 x 51,54 UA (5,25 x 7,70 mil millones de km) inclinada a 28,21° y que es recorrida en 284,76 años. Se encuentra actualmente a 39,50 UA el Sol.

Según los análisis espectroscópicos que se realizaron así como el examen de los períodos orbitales de sus dos satélites, parece compuesta de roca, lo que es excepcional para este tipo de objeto, y cubierta de una capa de hielo puro, lo que le da un albedo elevado (0,70).

El período de rotación de Haumea es muy rápido, ya que realiza una vuelta sobre sí mismo en cuatro horas aproximadamente, lo que no es extraño con su forma oblonga.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...