¿Cómo preparar una tarta si no tenemos horno?

Recetas como la del tiramisú no necesitan el uso del horno

El tiramisú es un postre que no necesita horno

No sé si será una costumbre extendida en todos los pisos de alquiler, pero en la mayoría de los que yo he estado he echado en falta un elemento primordial, al menos para mí, en la cocina: el horno. Desconozco si se trata de una carencia exclusiva de los pisos de alquiler o si en las zonas en las que he alquilado pisos, como Madrid o Andalucía (pues en Barcelona si teníamos), no se acostumbra a incorporar horno en la cocina y debes comprar uno de sobremesa.

Sea como sea, si estás de alquiler y a no ser que sepas que te quedarás una larga temporada en el mismo piso, no acostumbras a comprar electrodomésticos extra, por lo que solamente te queda aprender a vivir sin esos pequeños placeres. Personalmente, y aunque también echo de menos el pescado al horno, el mayor problema de no tener horno es la limitación a la hora de preparar tartas. Me encanta la repostería (tanto elaborarla como comerla), por lo que alguna que otra vez me gusta meterme en la cocina y salir con una tarta bajo el brazo.

Ante la limitación del horno (adáptate o muere), he aprendido a preparar tartas que no necesitan horno, simplemente unas horas de nevera. Os traigo la receta del tiramisú de un profesional que seguro conocéis, Sergio Fernández, cocinero del programa “Cocinamos contigo” de Canal Cocina.

Ingredientes:
– 350 g Bizcochos de soletilla
– 1 taza de Café
– 1 chorrito de Licor de café
– 250 g Queso mascarpone
– 2 Huevos
– 3 cucharadas de Azúcar
– 3 cucharadas de Cacao en polvo

Preparación:
Para preparar la receta de Tiramisú lo primero que hay que hacer es mezclar, en un bol, un poco de café con unas gotas de licor de café. En otro bol, batimos 3 cucharadas de azúcar con 2 yemas de huevo y una terrina de queso mascarpone y media de nata montada. A continuación, añadimos a la mezcla las dos claras de huevo montadas con movimientos envolventes para que no se nos bajen.

Mojamos los bizcochos de soletilla en la mezcla de café y los vamos colocando en el fondo de un molde. Hacemos una capa de bizcochos y la cubrimos con una capa de crema. Repetimos la operación y la cubrimos, finalmente, con una capa de cacao en polvo. Dejamos que se enfríen en la nevera y listo, ¡ya podemos servir!

Foto | Rainer Zenz

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...