Aparece una entrevista a Martin Luther King desconocida hasta ahora

Una entrevista desconocida de Martin Luther King de 1960, ha sido descubierta en el desván de una casa de Nashville.

Martin Luther King en Nashville

Una entrevista desconocida de Martin Luther King de 1960, ha sido descubierta en el desván de una casa de Nashville. Stephon Tull estaba buscando a través de las cajas viejas de su padre cuando se encontró con un carrete con la etiqueta “Entrevista Dr. King, 21 de diciembre de 1960”. Poco más tarde pidió prestado a un amigo un viejo reproductor de carretes y escuchó la grabación.

Era una entrevista de su padre a Martin Luther King sobre el movimiento de los derechos civiles, la filosofía la no-violencia, el impacto político de ese año y su certeza de que el hijo que su esposa Coretta llevaba sería un niño. Un mes más tarde nacería su hijo Dexter Scott King.

Tull no tenía ni idea de que su padre, un vendedor de seguros, había grabado una entrevista con Martin Luther King como parte de un libro que pensaba escribir. El libro habría sido una exploración en primera persona de la infancia de su padre en Chattanooga y su vida adulta en Nashville, durante la era de la lucha de los derechos civiles.

El libro nunca fue terminado, y el padre de Tull tuvo que almacenar la grabación en el ático. Tull no sabe si alguien que no fuese su padre escuchó la grabación antes ser escondida. Su padre tiene ahora  80 años ahora, está enfermo y en cuidados paliativos, por lo que no es capaz de llenar los espacios en blanco en este gran hallazgo.

En la entrevista se preguntaba sobre los efectos de las sentadas que se celebraron en los comedores segregados en todo el Sur en 1960. Las sentadas en Nashville habían tenido lugar a principios de año, del 13 de febrero al 10 de mayo, en los comedores de almuerzo sólo para blancos de Woolworth, Walgreens. El congresista John Lewis, entonces estudiante de filosofía en la Universidad de Fisk  apoyó la protesta no violenta, siendo uno de los participantes destacados.

La primeras sentadas transcurrieron sin incidentes, pero a medida que continuaron aumentaron creció también la ira de los empresarios y las multitudes segregacionistas. A finales de febrero, algunos manifestantes fueron arrestados por desorden público. Los manifestantes que por el contrario estaban a favor de la segregación empezaron a acosarles y atacarles.

Para apoyar las revueltas, los líderes religiosos de las iglesias negras de Nashville promovieron un boicot a los negocios con comedores segregados. Se estima que un 98% de la población negra de Nashville participó en el boicot. Los minoristas sintieron inmediatamente los problemas financieros.

El 19 de abril, la casa de Alexander Z. Looby, un abogado que estaba defendiendo a muchos de los manifestantes detenidos, fue atacada. Él y su esposa resultaron ilesos, pero el incidente provocó una gran protesta en la que 4.000 personas se manifestaron en el Ayuntamiento. Los líderes de la protesta se reunieron con el alcalde Ben West que aceptó públicamente que la segregación era inmoral, pero dijo que los gerentes de tienda tenían que decidir por sí mismos si servir a los clientes sin importar el color de su piel.

El 10 de mayo, gran parte de los minoristas de Nashville abrieron sus comedores de almuerzo para los clientes negros, haciendo de Nashville la primera gran ciudad en el Sur que empezaba a eliminar la segregación en sus instalaciones.

A pesar de éxito no fue fácil continuar adelante con el progreso racial, ni que decir que la desagregación seguiría siendo una ardua lucha en los próximos cuatro años, hasta el paso de los Derechos Civiles de 1964 que prohibiese la segregación en lugares públicos en todo el país.

Participó en muchas entrevistas y escribió extensamente sobre estos temas. Otro de los alicientes de la grabación de Tull es el particular interés que ofrece para los historiadores: Luther King había viajado recientemente a África por lo que el movimiento de los derechos civiles en los Estados Unidos tuvo un gran impacto en los movimientos de independencia que echaron raíces en ese continente. En otra parte de la grabación de Luther King describe un reciente viaje a África. Él explica al padre Tull la importancia del movimiento de derechos civiles, tanto en Estados Unidos como en el extranjero.

“Hay un poco de interés y preocupación en África por la situación en los Estados Unidos. Los líderes africanos en general, y en particular los africanos están muy preocupados por la lucha aquí y no conoce lo que ha ocurrido”, dijo. Tenemos que resolver este problema de la injusticia racial si queremos mantener nuestro liderazgo en el mundo, y si esperamos mantener una voz moral en un mundo que es de color en dos tercios de la población”.

Según Clayborne Carson, director y fundador de la Universidad de Stamford Martin Luther King. Luther King está hablando de un viaje a Nigeria de noviembre de 1960, justo un mes antes de la entrevista. Fue invitado personalmente a Lagos por Nnamdi Azikiwe, primer gobernador general de ascendencia africana, para asistir a su toma de posesión el 16 de noviembre de 1960. En 1963, Azikiwe se convertiría en el primer presidente de la República Independiente de Nigeria.

Carson señala que no hay mucha información acerca del viaje Nigeria. King no hizo ninguna entrevista o conferencias de prensa, mientras estaba allí, ni tampoco quiso hablar del viaje de Nigeria en las cartas o documentos existentes. La entrevista Tull tiene un gran valor en este aspecto.

Y quizás sea por eso que su propietario actual esté planeando vender la grabación a través del agente Keya Morgan en Nueva York. Ahora sólo falta saber si caerá en manos privadas o en algún centro cultural para su conservación en la posteridad.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...